El pueblo nicaragüense no se rinde

La dictadura OrtegaMurillo está pérdida en su laberinto de poder, dónde solo caben la represión, la militarización del estado y la criminalización de las protestas pacíficas del movimiento nacional autoconvocado. La expulsión de la comisión del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos en venganza por el informe presentado que responsabiliza al régimen OrtegaMurillo por las masacres cometidas y por la violación sistemática de derechos humanos, reafirma la total falta de respeto y compromiso con los acuerdos internacionales suscrito por el estado de Nicaragua.

Este es un segmento del Programa Feminista La Corriente, se compartirá con la audiencia de Radio Corporación.

Se transmite Lunes, Miércoles y Viernes a las 7:10 de la mañana con retransmisión en el Noticiero 10 en punto a las 10 de la noche.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *