El 13 de octubre de 1987 se realizó en México el “Primer encuentro Lésbico Feminista de América Latina y el Caribe”. 20 años después se escoge este mismo día para conmemorar el Día de la Rebeldía Lésbica.

La celebración de la rebeldía lésbica es en sí misma una transgresión al régimen heterosexual que ha condenado al silencio y la clandestinidad, a las mujeres que se sienten sexualmente atraídas por otras mujeres.

En esta edición de Cuerpos Sin –Vergüenzas y de la mano con nuestras invitadas, queremos aportar a la construcción de la memoria colectiva de las lesbianas nicaragüenses que, a pesar de la discriminación y la violencia, ejercen su derecho a decidir sobre sus cuerpos.

Invitamos a Soghad Ghadimi y Tania Rizo, para hablar sobre la situación de las lesbianas y la violación de sus derechos. También sobre la actual crisis que vive nuestro país y los impactos que esta tiene sobre las mujeres en general y las lesbianas en particular.

“Ser lesbiana es sinónimo de ser rebelde”

Soghand Ghadimi, autora del blog “La vida en púrpura” considera que “ser lesbiana es sinónimo de ser rebelde, es además una afirmación  política que evidencia que es posible ser mujer de otras formas. Cuando te nombras lesbiana es decir que conocés tu deseo sexual, experimentás el placer, es reconocernos mujeres con deseos eróticos sin necesidad de hombres en el centro de nuestra experiencia erótica”, dijo.

Desde su mirada, enfrentan una doble discriminación, por ser mujeres y por ser lesbianas. Ha sido a través del feminismo que Soghand ha documentado su experiencia, su día a día, por ello considera al feminismo como un pilar de vida que le ha enseñado cómo funcionan los mandatos sociales.

Soghand se nombra como lesbiana y feminista, cree que aun en tiempos de crisis y de represión generalizada, existen oportunidades para visibilizar la existencia lésbica “no nos van a callar, los espacios los vamos a buscar”, enfatiza.

En opinión de Tania Rizo, las lesbianas salen totalmente de las normas sociales impuestas por ser mujeres y deciden vivir su sexualidad de forma abierta “no es ley que todas seamos y pensemos iguales, pero muchas nos rebelamos a una feminidad impuesta, algunas al mandato de ser madre, otras a seguir ciertos patrones y estereotipos de lo que significa ser lesbiana, otras nos rebelamos a la monogamia, estar con una pareja, vivimos en constante rebeldía, cada una desde sus individualidades”, refiere Tania.

“Me encanta decir que soy una rebelde lésbica”, asevera Tania, quien igual que Soghand, se considera lesbiana y feminista. Manifiesta que aunque vivamos en una sociedad profundamente machista y misógina, las lesbianas seguirán buscando oportunidades para visibilizar que existen y que no van a permitir que sus demandas sean relegadas.

Al igual que Soghand desde Cuerpos Sinvergüenzas, le decimos a esta sociedad heteropatriarcal y heterosexista que “¡Lesbianas somos, lesbianas seremos y en el armario no nos quedaremos!”

Les invitamos a escuchar este programa en compañía de Soghand Gadhimi  y Tania Rizo desde Matagalpa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *